9 diciembre, 2022

Conocido también como Cristo de Pachacamilla, Cristo Morado, Cristo de las Maravillas, Cristo Moreno o Señor de los Temblores, el Señor de los Milagros es una imagen de Jesús pintada en una pared de adobe ubicada en el Altar Mayor del Santuario de las Nazarenas en Lima (Perú).

La historia cuenta que a mediados del siglo XVII los negros traídos de Angola formaron la cofradía de Pachacamilla y levantaron una edificación. En una de sus paredes un miembro de la cofradía pintó la imagen de Cristo en la cruz.

El 13 de noviembre de 1655 un fuerte terremoto destruyó Lima y Callao, y dejó miles de muertos. Todas las paredes de la cofradía de los angoleños se cayeron, excepto el muro de adobe con la imagen del Cristo, lo que fue considerado un milagro.

Desde entonces el lugar se convirtió en un destino de peregrinación. Sin embargo poco a poco el culto dio paso a otro tipo de manifestaciones profanas, lo que originó que las autoridades ordenaran borrar el Cristo y clausurar el espacio.

En septiembre de 1671 se intentó borrar la imagen pero ninguna de las tres personas encargadas pudo hacerlo al estar frente a ella. Finalmente y ante la insistencia de los fieles, se decidió autorizar el culto.

Hasta antes de la pandemia, la devoción del Señor de los Milagros congregaba a millones de personas todos los años en Lima en las procesiones en octubre, y su culto es un distintivo usual en los peruanos que viven fuera del país.

Aquí la novena en honor al Señor de los Milagros, a quien se celebra el 28 de octubre:

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Desde las Redes

Desde las Redes es un portal católico dedicado a la Evangelización digital. Somos un equipo de profesionales poniendo nuestros dones al servicio de la Iglesia. Lancemos las redes y compartamos la fe.

Nuevos