28 enero, 2023

Santa Juana de Arco, virgen, escogida por Dios, aún siendo muy joven, para ser instrumento de liberación y modela de santificación para todo el reino de Francia durante el difícil periodo de la guerra de los 100 años. Doncella pura como un lirio, y valiente como el más temerario y fuerte de los guerreros, luchó recordando en cada victoria que Jesucristo es el verdadero rey de todos los pueblos. Condenada injustamente como lo fue Cristo, y enviada a la hoguera por un tribunal eclesiástico corrupto, coronó su vida de manera heroica, recibiendo la palma del martirio el 30 de mayo de 1431. Canonizada en 1920, es venerada como al santa patrona de Francia.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mariel

Nuevos