24 mayo, 2024

Una cruz se levanta gloriosa en medio de las selvas y es una mujer robusta quien la sostiene. Santa Laura Montoya Upegui, la primera flor de santidad colombiana, es la imagen mas honesta de una hija de Dios agradecida. En su interior conviven felizmente la pedagoga, la misionera, la fundadora y la mística, pues, como San Pablo, se hizo todo en todos para ganarlos a todos para Cristo, y sus “todos” son los indios americanos. Laura canta junto a las aves de la selva, leopardos, ranas y serpientes un canto que se funde en el cielo y llega al corazón de Dios.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mariel

Nuevos