2 octubre, 2022

San Alberto, llamado Magno, Obispo y doctor de la Iglesia, ingresó en la Orden de Predicadores en París, enseñó de palabra y en sus escritos las disciplinas filosóficas y divinas. Fue maestro de santo Tomás de Aquino, uniendo maravillosamente la sabiduría de los santos con la ciencias humanas y naturales, y pese a sus virtudes y fama que tenía, prefirió la pobreza de la Orden a toda clase de honores, muriendo santamente en Colonia.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Mariel

Nuevos