1 octubre, 2022

San Martín de Tours nació de padres paganos, en el territorio de la actual Hungría, y fue llamado al servicio militar en Francia desde muy chico. Cubrió con su capa al mismo Cristo transformado en el semblante de un pobre. Recibido el bautismo, dejó las armas y llevó su vida monástica en un monasterio fundado por él, bajo la dirección de san Hilario. Ordenado sacerdote y elegido obispo de Tours, manifestó en sí el modelo del buen pastor, fundando otros monasterios y parroquias en los pueblos, instruyendo y reconciliando al clero y evangelizando a los campesinos, hasta que en Candes regresó al Señor.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Mariel

Nuevos